¿Quién se resiste a un cappuccino o un café americano bien fríos cuando el sol aprieta? Starbucks nos trajo sus #chilledclassics a Mercado de Motores junto a lo que, además de una bebida fría, mejor se aprecia en verano: unos ventiladores gigantes con nebulización.